El anciano del supermercado

Hace ya mucho tiempo, estando Yuna y yo esperando a que nos abrieran el supermercado por la mañana, se nos acercó un señor mayor, de aspecto bastante desaliñado. Le dijo cuatro cosas a Yuna, que por vergüenza (raro en ella) o por miedo (lo más seguro) se escondía detrás de mi. Luego alargó la mano y me dió 100 yenes. Me quedé de piedra e hice un gesto de rehuso, pero él insistió diciendo que eran para la niña, que le comprara un helado.

Al llegar Hideo esa noche a casa le expliqué lo que había pasado. Le hizo gracia la situación y me dijo que no lo rechazara, si había una próxima ocasión. Cogí los 100 yenes y los puse en la hucha que tiene Yuna en su habitación.

Y las ocasiones se repitieron… Al cabo de unas semanas nos lo volvimos a encontrar y de nuevo le dio 100 yenes a Yuna, “para un helado” (aunque estábamos en pleno Enero). Otro día el encuentro fue a la salida y esa vez le dio a la niña uno de los bollos que llevaba en la bolsa de la compra.

Y hoy volvimos a encontrarlo en la entrada del supermercado. Cuando lo vi, hice como si nada y me fui hacia el lado opuesto a esperar a que abrieran. Jugando estaba con Yuna cuando se nos ha acercado el anciano. Ha alargado la mano hacía mi y me dice:

– ¿Sabes que es ésto?

– Si, es una peonza.

La ha hecho girar en la palma de su mano mientras Yuna miraba con los ojos muy abiertos.

– Para ti – le ha dicho.

Qué paséis un buen fin de semana !!

———–

Hace un año: Día entre amigos

Hace dos años: “La balada de Narayama” en Galicia

Hace tres años: Un momento de respiro

Hace cuatro años: Face your manga

Hace cinco años: Mis animales

11 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. Barbara
    Jun 01, 2012 @ 15:40:21

    Hola!
    Que curioso lo del anciano, vaya ….A mi también me mosquearia, pero sí Hiedo te ha dicho que lo aceptes pues nada …
    Un besote

    Responder

  2. Maria Rojo Ortega
    Jun 01, 2012 @ 17:06:49

    No deja de ser curioso, alarmarte pero bonito gesto, aquí ya lo hubiéramos encerrado por acercarse a los niños, a veces vivimos entre miedo y desconfianza. Un besazo enorme para los tres😉

    Responder

  3. Alysu
    Jun 01, 2012 @ 23:25:53

    Pobre… es entrañable aunque es lógico que mosquee su cabezonería de dar siempre algo a la niña, también un voto de confianza hasta cierta medida no parece que venga mal… ¡ya nos contarás!

    ¡Un besote!

    Responder

  4. Jessica (@nyatsuki)
    Jun 01, 2012 @ 23:40:34

    Anda! A mi me hacen la misma pregunta y no sé contestar, porque no tengo ni idea de cómo se dice “peonza” en japonés xD

    Besos!

    Responder

  5. nictekono
    Jun 02, 2012 @ 12:03:43

    detalles de gente mayor… no crees?

    Responder

  6. saori
    Jun 03, 2012 @ 12:22:56

    Hola Nuria,
    Quisiera compartir una experiencia parecida a la que mencionas, en este caso es de mi ojiichan (abuelo).
    Él gastaba el dinero de su jubilación comprando cajas de galletas y los repartía entre todos sus 11 nietos, mis padres y tíos le decían que no gaste tanto por los chicos, pero él les contestaba que a su edad para qué le servía el dinero,
    si verlos contentos le daba mucha satisfacción.
    Poco a poco fuimos creciendo y formando cada uno su familia, algunos cerca otros muy muy lejos y mi abuelo hoy a sus 91 años, se sienta por las tardes en la entrada de la casa y cada vez que ve un niño le regala galletas, hoy tiene muuuchos nietos en toda la manzana.

    Un fuerte abrazo y besitos para Yuna

    Responder

  7. Oscar
    Jun 05, 2012 @ 00:31:53

    Que bonito, mmmm!… yo no tengo abuelos, y me da añoranza.. lo que menos miedo y en todo caso curiosidad.
    Un saludo

    Responder

  8. Wabi Sabi Wasabi (@WabiSabiWasab)
    Jun 08, 2012 @ 16:06:07

    Oh… Me ha parecido una historia muy entrañable… Me parece muy bonito que todavía haya gente así.
    Pero no me extraña tu mosqueo, jejeje!! Yo hubiera hecho lo mismo!!🙂
    Besos

    Responder

  9. Eowyn
    Jun 11, 2012 @ 23:42:05

    Hola Nuria,

    Entiendo que te parezca sospechoso porque yo también me quedaría de piedra, jeje o desconfiaría de sus intenciones (Hace bien),. A mí me pasó algo parecido. Resulta que una persona de unos 30 años andaba en una esquina mirando para todos los lados con peluches en las manos y andaba yo de vuelta del colegio (Era muy pequeña pero lo suficiente grande para venir de vuelta con una amiga un par de metros). Sin conocernos de nada, se dirigió a nosotras y nos dijo, “Ven, que te regalo un peluche ¿Cuál, quieeeeee…..?” Como buenas niñas que siguen a rajatabla lo que les dicen sus madres, nos acordamos de la leyenda esa de que “nunca aceptes cosas de extraños y, menos aún, invitaciones aunque suenen bien”…. y bueno, con cierta dosis de paranoia colectiva, salimos corriendo gritando socorro como si huyéramos de un peligroso atracador de bancos. No te imagina la escena del pobre hombre detrás nuestro diciendo, “Oohhh, esperar, que no hago daño”. La historia es un poco triste, el pobre señor le había abandonado su mujersin avisar ese mismo día y se desahogó gastándose el dinero en coger peluches en una máquina tipo grúa (En un bar, se gastó 30.000 ptas según nos dijo la dueña) que luego regalaba al primer niño que veía (Era la salida de un colegio).

    A veces hay reacciones de niños y adultos difíciles de entender si no se conoce todo la historia que hay detrás. Lo de ancianos regalando cosas a mí también me pasaba de pequeña, supongo que será porque se encuentran solos y disfrutan de la compañía de los niños ¿Has leído de un barrendero que se pasa siempre por un colegio para cantarle a los niños? Ha salido hasta en la noticias🙂

    Responder

  10. Nuria
    Jun 18, 2012 @ 13:40:54

    Muchas gracias por vuestros comentarios !

    Creo que algunos habéis interpretado la historía como que tengo miedo del anciano. No es así. Nunca se ha acercado a Yuna si ésta ha estado sola (o alejada de mi, que sola no lo está nunca) y siempre es a mi a quien da el dinero para la niña. No creo que le quiera hacer nada a Yuna, simplemente le cae en gracia. A mi, lo que me sabe mal, es que creo que a él le hacen falta más los 100 yenes que no a mi hija.

    Hoy nos lo hemos vuelto a encontrar y de nuevo le ha dado dinero a Yuna, para una bebida fresca. De nuevo, dinero en la hucha.

    Un abrazo !!

    Responder

  11. Abysalfire
    Jun 18, 2012 @ 18:54:11

    Bueno, podrias corresponderle algun dia. Quiza no dandole dinero, ya qu epor su edad se puede ofender, pero no se, si algun dia haces un bizcocho, llevale un trocito, un algo asi…
    Esta claro que la gente mayor esta bastante falta de cariño, aqui y en todos lados creo yo, y un pequeño detalle seguro que es de agradecer ^^.

    Responder

Tienes alguna cosa a comentar?? Adelante !!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: